Solo se alienta el mercado ilegal

Buenos Aires, 22 de diciembre de 2017. Artículo Editorial del Presidente de AICACYP, Gonzalo Galán, en el número 31 de Revista Aire Libre.

Podríamos decir que nada ha cambiado respecto de lo expresado en esta columna de la edición de Octubre, pero pecaríamos de exceso de optimismo; ya que las cosas van de mal en peor. La puesta en marcha del sistema único de certificados psicofísicos ha paralizado las renovaciones de credenciales de legítimo usuario de armas y el ingreso de nuevos ciudadanos al registro.

Solo en AICACYP pasamos de un volumen mensual de 900 CLU provenientes de los socios de CABA, Buenos Aires, Santa Fe y Córdoba; a cerca de 50 para el trimestre setiembre/noviembre.

Gran parte de los usuarios no tiene forma de realizar estos exámenes, ofrecidos por una prestadora monopólica que al día de hoy no ha podido cubrir satisfactoriamente la demanda de los usuarios ni el contrato que oportunamente firmó con ANMAC. Algo que las autoridades del Organismo prometieron solucionar pero hasta el momento solo hubo pequeños avances…..

Sumado esto al precio abusivo e inapelable, que en muchos casos resulta más caro que la propia arma, tenemos como resultado que las propias exigencias del Estado terminan expulsando a los usuarios legales hacia la ilegalidad, situación para nada deseada ni recomendada, pero que al día de hoy, es real.

Seguramente la dicotomía establecida por la ley de creación del ANMAC, donde por un lado tiene la obligación de controlar, registrar y regular a los usuarios y por otro tiene la obligación de desalentar la tenencia de armas, sea un problema que el GOBIERNO en su conjunto deba prestar atención. Hasta el momento el ANMAC sólo ha tomado medidas efectivas para el desaliento de la actividad en su conjunto.

La línea de AICACYP, la Cámara de la Industria del Aire Libre, como entidad con casi 80 años de existencia es la misma de siempre: “defender y coordinar los esfuerzos de la industria, el comercio, los deportistas y los aficionados, para el fomento de la caza, el tiro, y la pesca deportivos;  del camping,  la náutica,  y las actividades turísticas afines a estos deportes, la conservación de las especies, y la educación de los deportistas, los aficionados y el público sobre los problemas relacionados con estos deportes”.

Así y todo, no tenemos más remedio que ser optimistas respecto al futuro. Las actividades al aire libre siguen creciendo. Ya estamos trabajando para la próxima Expo Aicacyp AIRE LIBRE 2018, que será nuevamente récord en dimensiones y seguramente en expositores y asistentes. La Revista sigue creciendo en cantidad y variedad de notas y anunciantes. La página web tiene más visitas, Facebook más fans, Twiter más seguidores. Y por supuesto todo en su conjunto, hace que cada vez haya más lectores y aficionados. A todos los que nos apoyan y mucho más a quienes disfrutan el Aire Libre, les deseamos mucha felicidad, salud y trabajo para el nuevo año.

Hasta Febrero de 2018!!!

Gonzalo Galán

Compartir: