Hacia el 75° Aniversario, más que nunca decimos. No a la venta ilegal.

Buenos Aires, 16 de diciembre de 2013. Artículo Editorial del Presidente de AICACYP, Gonzalo Galán, en el número 12 de Revista Aire Libre.

La era digital no pasa inadvertida para la actividad comercial tradicional. Muy por el contrario, el comercio electrónico es una opción real y atrayente, tanto para quienes tienen un local con atención al público como para los que desarrollan sitios en Internet con ese único fin.

Bienvenido sea el progreso entonces, pero (y siempre hay un pero), cuando el progreso se hace en base a prácticas desleales, los costos los pagan quienes actúan honestamente. Me refiero al mercado ilegal.

No escapará al conocimiento de nuestros lectores los problemas que acarrea el mismo: destruye puestos de trabajo, avala el contrabando, contribuye a la evasión fiscal, fomenta el empleo esclavo, engaña al consumidor cuando se falsifican marcas y hasta ocasiona riesgos mayores, cuando ese mercado ilegal se refiere a un aspecto de nuestra actividad, como lo son las armas de fuego.

Así como en el 2004 entendimos que cuando se hablaba de armas de fuego había que delimitar claramente el mercado -los usuarios legales de los ilegales-, por ello participamos de la construcción del Foro por una Argentina sin armas ilegales y ahora, más recientemente, de la Coalición Latinoamericana de armas legales. El último trimestre del año nos encuentra iniciando una batalla legal en defensa de nuestro sector, contra la competencia desleal que muchos vendedores anónimos y quizás participes de prácticas de contrabando realizan a través de Internet.

Amparados en ese anonimato ofrecen productos ilegalmente ingresados al país, a la vista de todos, sin pagar impuestos, sin garantías y por supuesto afectando severamente a toda la cadena comercial, que hoy en día además y para muchos de nuestros productos, afronta el problema de las restricciones a las importaciones.

Para que esta campaña llegue a buen puerto, necesitamos de más datos concretos que se sumen a los que ya hemos aportado a organismos de control y a la justicia. Las puertas de AICACYP están abiertas para recibirlos.

Y seguirán abiertas durante todo 2014, año en que AICACYP festejará su 75 aniversario. Lejos quedó aquel 1939, cuando un grupo de pioneros fundaba nuestra Asociación. Los desafíos son muchos y permanentes. Estamos preparados para afrontarlos.

Hasta la próxima y que disfruten este gran número de AIRE LIBRE.

Feliz Navidad y Año Nuevo!

Nos vemos en marzo en Expo Aicacyp 2014

Gonzalo Galán

Compartir: